Crítica de "La forma del agua": Habemus Oscar | Nostromo Magazine
Inicio Cine Crítica de «La forma del agua»: Habemus Oscar

Crítica de «La forma del agua»: Habemus Oscar

por Nostromo Magazine

Escrito por Jorge Caracuel Suero

Desde que ganó hace unos meses el León de Oro en el Festival de Venecia, estábamos deseosos de que se estrenase el nuevo trabajo de Guillermo del Toro. Prometía ser un relato dramático y algo escalofriante. ¿Da lo que se esperaba o decepciona?

Guillermo del Toro no está muy acostumbrado a decepcionar. Incluso «La cumbre escarlata» (2016), su último film y uno de los trabajos peores puntuados en filmaffinity del director, era bastante correcto. Con «La forma del agua» nos da exactamente lo que esperábamos.

Del Toro combina a la perfección una cinta fantástica con un tono político magistral que sabe seducir al espectador y logra transmitirle un mensaje muy poético. La película nos cuenta la historia de Elisa, una joven muda que trabaja como limpiadora en un laboratorio en 1963 en plena Guerra Fría, donde se enamorará de un hombre anfibio que se encuentra ahí recluido.

Resultado de imagen de la forma del agua

Foto: Fotogramas.es

Salvando las distancias, podemos decir que se trata de una versión de «La Bella y la Bestia» sin puritanismo, ni cursilerías, mostrando una cruda realidad. Un arrebatador romance que provocará sensaciones que el espectador no había experimentado nunca. Eso sí: si esperas ver un largometraje fantástico convencional cargado de acción, «La forma del agua» no es tu película.

Guillermo del Toro nos regala el que probablemente sea su mejor trabajo. Después de «El laberinto del fauno», ninguna cinta del director nos había cautivado tanto como esta. Con una Sally Hawkins en el mejor papel de su carrera, en el que no peca de sobreactuada (al contrario que en la mayoría de sus películas), «La forma del agua» está destinada a triunfar y a seguir cosechando premios en un relato entre fantástico y real.

Valoración: 4,5/5

Lo mejor: Su estética y una Sally Hawkins en el papel de su vida

Lo peor: Que se venda como algo más convencional de lo que es realmente

Últimas Publicaciones