Así es CHILL CHICOS (Parte I): "La primera persona que te tiene que apoyar eres tú" | Nostromo Magazine
Inicio Entrevistas Así es Chill Chicos (Parte I): «La primera persona que te tiene que apoyar eres tú»

Así es Chill Chicos (Parte I): «La primera persona que te tiene que apoyar eres tú»

por Martín Velarde Falcón

‘CHILL CHICOS’ abrió las puertas de su casa a ‘Nostromo Magazine’. Con el grupo, emergente en la escena nacional, tratamos los diferentes aspectos que rodean el mundo de la música y la escena en España.

«La vida chillen es cultura, es perfecta», reza uno de los versos de ‘Siempre en Calma’, tercer single del mixtape con el que ‘CHILL CHICOS’ se presentó al mundo. Amén a eso.

Chaminade es uno de los colegios mayores madrileños con más tradición cultural. En él residen Javi, Pascual y Salva.

Es martes a mediodía y están terminando los primeros turnos en los centros universitarios que rodean la zona que capitanea la parada Vicente Aleixandre de Metro (la que todos conocíamos como ‘Metropolitano’, vaya). Pascual y Salva salen a recibirnos, cigarro en mano, a la entrada del Colegio Mayor. Hemos llegado antes de tiempo (raro, muy raro) y, a la espera de que llegue Javi, charlamos.

Me cuentan que todavía guardan buen recuerdo de la entrevista anterior que grabaron, y que, de momento, la experiencia con los medios de comunicación está siendo muy positiva. Me alegro mucho, la verdad. A veces parece que los medios somos los malos de la película.

Llega Javi. Se acaba el momento contaminación pulmonar (el que escribe esto, el primer suicida). Bajamos con ellos un par de pisos para visitar y grabar la charla en el estudio musical que han diseñado en el propio Colegio Mayor.

Pascual saca el mechero; Salva el tabaco. Vaya, ya no hay vuelta atrás.

Empecemos por vuestro momento actual. ¿Qué tal estáis? No se sacan singles todos los días.

JAVI: Esto poco a poco se está profesionalizando. Nos estamos planteando las cosas a mayor escala para el año que viene, entre discusiones y alegría. No nos habíamos planteado nunca pasar de etapa tan rápido. La acogida de la gente ha sido sensacional.

PASCUAL: Acabamos de terminar nuestra etapa inicial, la de los mixtapes. Todo casero, además.

Chill Chicos / @digameloon

SALVA: Buscamos profesionalizar ahora todo un poco más. La idea es contar con ayuda de externos, desde productores hasta la imagen. Estamos muy agradecidos a toda la gente que nos ha apoyado. Hemos superado todas las expectativas que podíamos tener.

Claro, no os lo esperabais. Apostáis por vuestro producto y eso a vosotros os gusta seguro. Lo que no sabíais era si le iba a gustar a tanta gente…

P: Tal cual. ‘Chill Chicos’ empezó por nosotros. Después, por la gente. El primer tema costó subirlo por eso. La gente se volcó. La última mixtape está más trabajada a nivel de concepto. Ha sido más fácil expresar por la experiencia sin “ensuciar” la música.

S: El colegio mayor se volcó. Teníamos experiencia musical anterior, cada uno de forma separada, pero nunca en estos estilos y con este público. Era muy inexplorado. Vaya, igual era una mierda. Nuestra mierda, pero una mierda a nivel de público.

J: Es un proceso. No es lo mismo componer para ti que para otra gente. Depende totalmente de las circunstancias. La primera mixtape era por y para nosotros. A raíz de la acogida, nos propusimos ir un poco más lejos. Y, fíjate, en la tercera hemos vuelto a hacer música un poco más para nosotros. La clave es no desconectarse de la gente, porque esto no es solo nuestro, pero al mismo tiempo nunca dejar de hace lo que queremos hacer.

Habláis de la gente. Quién sabe, igual un día ‘CHILL CHICOS’ explota en el mercado. Vosotros podéis controlar la música que hacéis y las horas que trabajáis, pero no se puede controlar lo que piensa la gente de vosotros. ¿Qué percepción tenéis de la fama y la popularidad?

P: Lo has dicho tú muy bien. No se puede controlar lo que piensa la gente de todo esto. Eso lo tenemos presente. Sin embargo, no es una obsesión, precisamente porque no podemos controlar. Pensamos que si a nosotros nos sirve la música que hacemos, a otras personas también les puede servir.

S: Buscamos profesionalizar ahora todo un poco más. La idea es contar con ayuda de externos, desde productores hasta la imagen. Estamos muy agradecidos a toda la gente que nos ha apoyado. Hemos superado todas las expectativas que podíamos tener.

J: La fama no es un fin, sino una consecuencia.

Bueno… mira Rosalía. Su proyecto estaba diseñado para conseguir lo que ha conseguido (o eso dicen).

J: Cierto. Pero vaya, Rosalía es una entre un millón. No hay dos Rosalías. Ella es un ejemplo súper motivador para todos los artistas. En la fase en la que estamos, aparte de estar estudiando carreras universitarias y todavía descubriendo lo que queremos hacer y cómo, nuestro enfoque es bastante distinto. No por ello menos atrevido, eh. Dotamos a la música de realidad. La nuestra vaya.

P: Vivimos en el equilibrio de no perseguir una utopía que genere frustraciones. Con los pies en la tierra.

S: Otra cosa es el reconocimiento. Puedes estar currando años y años en algo, que a lo mejor el reconocimiento llega cuando ya no estás en este mundo o, por contrario, tener suerte y que se den las circunstancias exactas que lleven tu proyecto a lo más alto, con trabajo de por medio, claro. Cada proyecto musical tiene sus circunstancias. Es verdad que la suerte es un factor que va muy de la mano del azar.

Creo que hay dos maneras de entenderla: como el resultado del trabajo o como ingrediente necesario en la fórmula del éxito (el que cada proyecto tenga, claro).

J: La suerte es necesaria pero no suficiente. De hecho, considero que nosotros hemos tenido mucha suerte para lo que llevamos. Pero también hemos currado mucho. Nadie puede decir lo contrario y estamos orgullosos de ello.

P: Yo creo que todo pasa por algo, pero por intentarlo, claro. Digamos que, si tuviera que elegir, me creo más lo de la suerte como resultado del trabajo. Sin embargo, realmente mi visión es más bien un punto medio entre ambas. Quizá, insisto, es una frase de mierda… pero todo pasa por algo.

S: Esto es equiparable a la comparación entre los conceptos de creatividad e inspiración. La inspiración llega de manera mucho más frecuente si curras y estás en un entorno mucho más creativo y favorable para ello. Cada uno tiene el suyo, por supuesto, pero hay que saber encontrarlo. El éxito y la suerte forman parte de una ecuación equivalente, basada en la probabilidad.

Chill Chicos / @nopavlos.noproblems

¿Tan clave es el entorno?

S: ¡Puf! Súper necesario. El entorno en cualquier proyecto es clave. Rodearse de gente con confianza e ilusión, clave. Extramusicalmente, ya es una suerte poder estar en Madrid, viviendo en este Colegio Mayor y estudiando. El entorno en el que vivimos ha favorecido mucho todo el proceso creativo.

J: Trabajar con quiénes lo estamos haciendo ya es tener suerte. No nos imaginábamos trabajando con personas que hoy forman parte de esta familia. También se ve en la crítica, por ejemplo. Es genial recibir críticas de personas que no esperábamos para nada.

P: ¿Sabes qué es la suerte? La suerte es venir de Murcia y Valencia a Madrid, tocar y que la gente nos escuche.

El mundo musical es un gran entorno ya de por sí. Me gustaría comentar con vosotros esto. El ámbito cultural en España atraviesa una etapa curiosa: la gente no sale a la calle pero cada vez la oferta cultura es mayor. Además, falta apostar económicamente, por parte de las instituciones, por la cultura. ¿Cómo veis todo esto y qué se puede hacer para animar a la gente a que salga a la calle a respirar corrientes nuevas?

P: Mi opinión es que, a nivel cultural en España, somos una maravilla. Me quedo con lo positivo. Aquí hay una riqueza cultural bestial y eso se está aprovechando cada vez más. Se están haciendo muchísimas cosas a nivel underground, con herramientas como internet. A nosotros nos encanta que se haya democratizado tanto la música.

J: La industria musical está en Madrid, creo. Hace unos años, podía estar más repartida entre Madrid y Barcelona, pero en los últimos dos años se ha podido ver como Madrid es donde está el mango de la sartén. Hemos hecho bien en estar aquí. No queremos ser un grupo a expensas de la industria. Aquí es donde entra el debate: ¿con la industria o sin ella? O aceptas las normas del juego o montas tu movida por tu cuenta, vaya. Nosotros no hacemos la cobra a ninguna de las dos. Sin embargo, estamos aquí en Madrid para poder tomar de mejor manera esta decisión.

Comentabas que no se apuesta por la cultura. Vale. Si sales de Madrid, es peor todavía. En Murcia hay un talento increíble pero se apuesta menos todavía. Si encima te sales de la norma, todavía menos. Creo que nosotros pertenecemos un poco a ese grupo de artistas que buscan ir un pasó más allá. Es una pena, porque parece que la gente que no puede venir aquí, tiene una probabilidad menor de conseguir el objetivo de su proyecto.

A la hora de elegir, por parte de la industria, con toda la oferta que hay, en qué grupo apostar, es muy complicado. Ahí reside la magia de los grupos, la suerte y, entre otros entes, los medios de comunicación, que son los encargados de resaltar lo que consideren relevante de estos grupos. Es un proceso natural pero de selección.

Me gusta, porque no veis esto como algo abstracto sino como un proceso muy consecuente. Creo que, a fin de cuentas, eso es un poco la vida. Siguiendo esta línea, también considero que en este camino hay que saber de quién acompañarse. ¿Quiénes son los grandes apoyos de este grupo? ¿Los colegas? ¿La familia?

P: La familia es la que está apoyando siempre al principio, por lo menos en mi caso. Sin embargo, también te digo que no creo que acaben de entender nunca por qué estoy haciendo canciones en lugar de enfocarme 100% en la carrera. No soy un estudiante brillante.

La primera persona que te tiene que apoyar eres tú. Tienes que tener claro lo que puedes dar de ti y lo que tienes en la cabeza. Una vez tienes claro eso, adelante, ponte a sacarlo y rodéate de personas de confianza que favorezcan ese proceso, como cuando hablábamos del entorno creativo.

La época musical que vivieron nuestros padres era totalmente diferente y, a día de hoy, existe desconfianza y una mitificación del mundo cultural muy bestia. Nosotros no hemos venido a engañar a nadie, sino a hacer y defender lo que nos gusta.

J: Mis padres esperan que, aparte de ser felices, se obtengan unos resultados de lo que hagamos fuera de casa. Yo siempre digo que estamos haciendo dos carreras, la musical y la universitaria. Es más complicado que los resultados lleguen, vaya.

Decir “no quiero un trabajo fijo, sino depender de una industria caníbal como la musical” no creo que haga gracia a ningún padre ni madre.

S: La música nos hace felices. Es una forma de gestionar también la vida emocionalmente. Las dos carreras que comenta Javi se retroalimentan. Si un fin de semana hacemos un concierto y las sensaciones son muy positivas, la semana siguiente tengo una sonrisa de oreja a oreja y la motivación por las nubes.

Puede sonar a cliché, pero hacer lo que te gusta, aunque sea como hobby, es fundamental.

@thespanishking_ Colección Rojo Marte / @chill.chicos

Desde ‘Nostromo Magazine’ vemos necesario frenar aquí. La segunda parte la podrás leer antes de lo que crees, eso seguro. Si esto fuera una serie de Netflix, el siguiente capítulo podrías verlo en menos de diez segundos. Sin embargo, no lo somos.

Ellos tampoco, por eso se autofinancian. Han diseñado una línea de camisetas a precio (15 euros) y talla (L) únicos. Gracias a tu click, seguro que nosotros podemos comprar una. Haz lo mismo, anda, si quieres.


Últimas Publicaciones